fbpx

Vender piso con inquilino. Todo lo que debes saber.

vender piso con inquilino

Si tiene una propiedad alquilada pero quiere vender el piso con inquilino, le explicamos en este artículo cómo puede hacerlo.
La compraventa de viviendas en nuestro país sigue creciendo y en muchos casos, y no sólo en el caso de las viviendas embargadas, las operaciones de venta se realizan con un inquilino o propietario que vive en la propiedad.

Por lo tanto, puede vender su casa mientras está alquilada, pero veamos algunos puntos a considerar si está en esta situación:

Lo que dice la ley de vender piso con inquilino

En los artículos 14 y 15 de la Ley de arrendamientos urbanos se regula que la compraventa por parte del propietario de un inmueble que haya cedido en régimen de alquiler es una transacción, siempre teniendo en cuenta los posibles y legítimos derechos de los inquilinos.

Lo que concierne al propietario de vender piso con inquilinos

La persona que vive en su alojamiento alquilado tiene derecho a comprar su casa preferentemente. Por lo tanto, debe comunicarle, por escrito y de manera fehaciente, su intención de venderlo y ofrecerle la oportunidad de comprarlo en las condiciones en que va a realizar la transacción. Su inquilino tiene 30 días para ejercer su derecho a optar por la casa y hacer una oferta. Si, después de este período, no hace una oferta, permita que un tercero compre su casa, pero debe informar al posible comprador de que su casa está alquilada.

Lo que preocupa al inquilino

El inquilino de su casa, como ya hemos mencionado, tiene prioridad para adquirir la casa en la que vive. Y como usted le comunica su intención de vender la propiedad, él tiene 30 días naturales para hacerle saber si está interesado en comprarla o no y para hacerle su oferta (derecho de tanteo) sobre el importe de la venta que usted ha establecido y comunicado.

Si no se hace esta comunicación, si está incompleta o si el importe de la venta real es inferior al que usted ha comunicado, el inquilino tiene el derecho (llamado derecho de tanteo) de comprar la propiedad que usted ya ha vendido dentro de estos mismos 30 días.

Lo que preocupa al comprador al vender el piso con inquilino

El comprador de su casa necesita saber que la casa en la que está interesado es una operación de  vender el piso con inquilino , así que tiene que decírselo. La escritura de venta debe indicar también si la propiedad tiene o no inquilinos y ocupantes.

El comprador debe tener en cuenta los derechos del inquilino del inmueble, en particular los relativos a la permanencia del contrato.

En los contratos de alquiler anteriores al 5 de junio de 2013, el nuevo comprador debe mantener el contrato de alquiler hasta el final del plazo máximo de cinco años, lo que se permite con sus correspondientes prórrogas.

En el caso de los contratos de arrendamiento firmados a partir de junio de 2013, pueden darse dos situaciones:

Para los contratos inscritos en el registro de la propiedad:

Contrato de alquiler el inquilino asegura su estancia en la propiedad hasta el final del contrato.

Para los contratos no inscritos en el registro de la propiedad:

El inquilino debe abandonar la propiedad en un plazo de tres meses.

Posibles acuerdos entre las partes al vender el piso con inquilino

Otra opción bastante común al vender el piso con inquilino , especialmente si la persona que compra su casa es un inversor-comprador, es que el inquilino pueda seguir viviendo en la casa. Para ello, o bien se firma un acuerdo entre usted y su inquilino, y el nuevo comprador lo acepta expresamente, o bien el inquilino firma un acuerdo directamente con el nuevo comprador.

Puede ser una solicitud de rentabilidad inmediata del comprador.
En caso de que el comprador de su casa, no la quiera para una vivienda ordinaria o sea un inversor inmobiliario, proponer su casa con un inquilino, con un contrato en vigor y con una garantía de pago mensual para un historial actualizado, puede ser un muy buen reclamo para vender el piso con inquilino ya que la rentabilidad obtenida por la transacción es inmediata.

En resumen, las tres partes implicadas al vender el piso con inquilino deben tener en cuenta una serie de aspectos antes de completar la transacción:

El vendedor

Debe cumplir todas las condiciones legales para evitar que el incumplimiento de estas condiciones cancele la venta de la casa.

El comprador

de la misma manera, debe examinar todas las condiciones del contrato de compra, así como averiguar si hay o no cargas y obligaciones por la casa que va a comprar.

Arrendatario

es necesario estar informado y conocer los derechos y obligaciones que tiene y que le conciernen en este tipo de operación

En Vivendum, podemos asesorarlos en la compraventa de su inmueble con inquilinos en toda Catalunya. Nos encargamos de todo, desde la gestión del inquilino, hasta el correcto desarrollo legal de la operación. También comentar que tenemos una amplia bolsa de inversores que buscan inmuebles en rentabilidad con inquilinos pagando una renta mensual.

Contacte ahora sin compromiso para poder exponer su caso

Únete a la discusión

Comparar listados

Comparar